Nueva avería en el armario de servidores

Siguen cayendo elementos del armario de servidores. En este caso ha sido el disco duro del servidor de cortafuegos en el que se han encontrado sectores defectuosos e irreparables. De momento están intentado restaurar el sistema en el espacio disponible y, si la operación no prospera, habrá que reponer el disco duro y la instalación del software, lo cual supongo que nos va a conducir a otra etapa de luchas para que la situación se reestablezca lo antes posible. De momento se ha conseguido acceder a la plataforma desde fuera pero aún no se puede acceder al servidor de contenidos, ni acceder a Internet desde el centro, con lo que ello supone en esta época de evaluaciones finales.

La situación nos preocupa realmente porque suponemos que tiene bastante que ver con las altísimas temperaturas que se alcanzan en esa habitación en la estación veraniega que se avecina. En fin, creemos que es importante que ese espacio cuente con refrigeración durante las horas calurosas de las jornadas de verano.

Estaremos muy encima del CGA esta tarde porque la incidencia es bastante delicada. Ya os contaremos…


Una vez más los chicos del CGA se han portado como campeones. José Antonio estuvo desde ayer por la mañana restaurando a mano todo es sistema de archivos del Firewall y por fin se restablecieron los servicios de Internet en el centro ayer a última hora. El chaval se quedóuna hora más currando y yo me tuve que ir al insti porque había que conectar un teclado y un monitor al cortafuegos para seguir una instrucciones, pero valió la pena.

La situación no está solucionada de forma definitiva porque hay sectores en uno de los dos discos duros defectuosos pero al menos podemos seguir trabajando. Mañana es fiesta en Sevilla pero mañana tratan nuestro problema en la coordinación del CGA y deciden si vienen ellos la semana próxima o si tienen que dejar el problema en manos del CSM.

Mañana nos contarán…


Recapilulando:

  1. La avería del Switch principal
  2. Final feliz

El equipo TIC

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *